• ¿La calidad de los espermatozoides se modifica con el tiempo de abstinencia sexual?

    Los espermatozoides se forman a millones en el interior de los testículos y salen de los mismos a través de la vía seminal que se inicia en el epidídimo, se continua con el conducto deferente y finaliza en los conductos eyaculadores que atravesando la próstata, desembocan en la uretra.

    El número de espermatozoides guarda una cierta relación con el tamaño de los testículos, y se acepta como normal que en el semen hayan más de 20 millones por mililitro, aunque la cifra más frecuente se situaría entre los 40 y 60 millones. Aparte del número, los espermatozoides deben moverse bien (más del 25% deben avanzar de forma rápida y recta) y tener una forma normal. Se acepta que incluso el 85% puedan tener formas anómalas.

    Cuando se tiene un periodo largo de abstinencia sexual, los espermatozoides pueden ser más abundantes, pero pueden haber perdido movilidad y haber envejecido en los lugares de la vía seminal donde se almacenan antes de ser eyaculados (cola del epidídimo y ampollas deferenciales). Por el contrario, cuando el tiempo de abstinencia es muy corto, el número de espermatozoides puede ser inferior, pero la calidad se puede mantener.

    Cuando se desea conseguir el embarazo, el tiempo más idóneo de abstinencia sexual antes del día previsto de la ovulación es de unos 2 ó 3 días, aunque ello puede variar en algunos hombres.